patrimonio

Patrimonio Mundial (3) Saint-Emilion

La Jurisdiccion de Saint Emilion fue inscrita en la lista del Patrimonio Mundial en 1999 en reconocimiento a su condición de ejemplo excepcional de paisaje vitícola histórico que se ha mantenido intacto y en activo hasta la actualidad. Es un paisaje cultural, aunque no uno construido, sino basado en una trama agrícola y rural característica, basada en factores como la calidad del suelo y su forma de uso.

El pueblo es bonito, pero no necesariamente más que otros de una región afortunada en ese sentido (el valle del Dordoña es muy interesante en ese aspecto). Saint Emilion es un buen punto de entrada a la cultura del vino de Burdeos, y se ha convertido en un nodo turístico importante por ello.

delim- st Emilion

Patrimonio Mundial (2) Sintra

Sintra1

Palacio Real de Sintra

Un paisaje cultural es un lugar en el que se muestra la interacción entre el ser humano y su medio ambiente, testimoniando el genio creativo, el desarrollo social y la vitalidad espiritual e imaginación de la humanidad. Hay 82 declarados en la lista del Patrimonio Mundial, con 4 transfronterizos (1 sacado de la lista)

El paisaje cultural de Sintra es inscrito en la lista del Patrimonio Mundial en 1995. En el siglo XIX la ciudad y su entorno se convirtieron en el primer centro de la arquitectura romántica de Europa. Fernando II convirtió un monasterio en ruinas en un castillo que combinaba elementos góticos, egipcios, moriscos y renacentistas, y creó un parque combinando especies locales y exóticas. La combinación de múltiples grandes residencias en la sierra creó una combinación única de parques y jardines que influyeron en el desarrollo del paisajismo en Europa.

Personalmente, prefiero el Palacio Real (siglos XV y XVI) al Palacio da Pena (siglo XIX), que es el que motiva la inscripción, pero cada uno tiene sus elementos de interés. Es una bonita excursión desde Lisboa

Delimitación Sintra

Delimitación y zona periférica. El tamaño es importante, al abarcar una sierra

Sintra2

Ciudad y montaña desde el Palacio Real

Sintra3

Valle y grandes casonas

Patrimonio Mundial (1) Granada

Granada-1

La fortaleza de la Alhambra

La Alhambra y el Generalife  son inscritos en la lista del Patrimonio Mundial en 1984, y en 1994 se añade dentro del mismo sitio UNESCO al barrio del Albaicín. Los dos primeros son la fortificación y residencia real y los jardines asociados, que eran la residencia rural de los emires de los siglos XIII y XIV. El Albaicín se presenta como un barrio ilustrativo de la arquitectura tradicional musulmana de la época.

Los criterios para la inclusión de la Alhambra y el Generalife son su carácter de obra única, su influencia en la cultura española a lo largo de la historia, sus valores arquitectónicos y su representatividad del estilo nazarí, y su asociación a la historia del Islam en el mundo occidental. El Albaicín se inscribe como una zona de valor universal complementario a los dos anteriores y cronológicamente anterior, representando la ciudad popular. Una parte importante del carácter del sitio corresponde a un factor geológico: el asentamiento del complejo sobre tierras con una alta resistencia, en las que es posible abrir taludes casi verticales sin desprendimientos, lo que permite los importantes desniveles que hay en algunas zonas.

Se define el sitio con una delimitación amplia, y se delimita una zona de transición más reducida y acotada a la parte sur.

En 2012 visitaron La Alhambra 3.313.360 personas. Tanto el conjunto de la Alhambra y el Generalife como el Albaicín son visitas muy interesantes, y plantean incluso el problema de la propia coherencia histórica de las obras, con el palacio de Carlos V, una magnífica composición renacentista en si, pero un contraste importante con la arquitectura nazarí; he de reconocer que no me molesta ese contraste…

Delim- Granada

El sitio y su zona de transición (mancha azul al sur). La delimitación del sitio tiene en cuenta relaciones visuales y funcionales de los jardines

Granada-4

El patio de los Leones (los leones estaban en restauración en otro emplazamiento cuando tomé la foto)

Granada-3

El palacio de Carlos V

granada-2

El barrio del Albaicín desde la Alhambra

Biblio (32) Estudios de caso. Cambio climático y patrimonio mundial

Biblio32-es

UNESCO gestiona la lista del Patrimonio Mundial (también conocido comúnmente en el mundo hispano como Patrimonio de la Humanidad) como resultado de la Convención de París de 1972. Dicha lista parte de la constatación en esa época del creciente deterioro del patrimonio natural y cultural, y establece una definición de ambos conceptos y de los criterios por los cuales ha de entenderse que un bien tiene valores universales excepcionales que lo hacen merecedor de inscripción en la misma. La lista incluye en la actualidad (marzo de 2013) 962 lugares en 157 estados.

A las amenazas identificadas en 1972 por la Convención de París hay que añadir en la actualidad el cambio climático, que al igual que afecta a las ciudades y regiones en su conjunto y de forma local, lo hace con los bienes en ellas emplazados. El libro objeto de este artículo describe 26 casos de bienes agrupados en 5 categorías: glaciares, biodiversidad marina, biodiversidad terrestre, yacimientos arqueológicos y ciudades y asentamientos históricos. Se identifica para cada una de las categorías la problemática específica y luego se habla de los casos específicos de cada grupo. El libro es una lectura interesante, no sólo por el tema en si, sino por la visión que da de lugares absolutamente excepcionales y en algunos casos míticos, como las nieves del Kilimanjaro o Tombuctú.

En el capítulo sobre ciudades se habla de Londres, Venecia, Cesky Krumlow y Praga, Tombuctú y el Valle Sagrado del Libano. La descripción de los casos se ve muy limitada por el tamaño de la publicación, pero en conjunto se plantean los grandes problemas de esta temática, que se encuentran al abordarla desde la práctica profesional: como integrar la atención específica a estos bienes en un contexto urbano más amplio, quien paga los costes, como hacer frente a la incertidumbre…El patrimonio mundial es un tema  muy interesante, pero también muy complejo desde el punto de vista del urbanismo: hay que tratar con elementos excepcionales, pero que tienen propietarios, habitantes, visitantes, cada uno con sus propios intereses. Los sitios se ven incluso sometidos, como diría Nassim Nicholas Taleb, a “Cisnes Negros”, esto es, acontecimientos inesperados, como el descubrimiento de restos arqueológicos, intervenciones humanas, la simple evolución de la visión sobre el bien protegido, u otros, cuyo impacto puede parece para muchos desproporcionado sobre lugares en los que lo emocional (pero también lo mundano…) van de la mano con lo que muchos entenderá como sucesivas capas de burocracia… pero ahí también hay un problema, pues hasta ahora el único modo de dar forma jurídica vinculante a una protección es su control administrativo.