Ciudades medias

Tradiciones industriales (6) Bilbao: algunas lecciones de su transformación

bilbaoria2000

Bilbao Ria 2000, la sociedad pública fundada en 1992 con participación de diversas administraciones que dirige una parte sustancial de las obras de transformación urbanística de Bilbao, invirtió entre 1997 y 2011 en la ciudad más de 957 millones de euros (poco más de 1.315 millones de dólares), para un área metropolitana que está por debajo de un millón de habitantes. Su intervención ha afectado a siete grandes ámbitos: seis barrios y la integración urbana de un sistema ferroviario que configuraba importantes barreras urbanas. Sus actuaciones han supuesto una mejora apreciable del paisaje urbano, y han ayudado a cambiar la imagen exterior de la ciudad. Elías Mas Serra, ex Director del Gabinete de Arquitectura del Ayuntamiento de Bilbao (1991-2005), publicó en 2011 en el Boletín de la Asociación de Geografos Españoles un artículo sobre la gestión de Bilbao Ría 2000. El artículo resulta interesante como análisis de un conjunto de políticas públicas que han tenido un indudable éxito, pero que también plantean algunas cuestiones sobre las que es preciso reflexionar para orientar futuras acciones; la problemática de la asincronía entre escalas de planificación y las disfunciones que genera, y la necesidad de conjugar visiones locales y globales en un territorio.

 

Anuncios

Tradiciones industriales (4) Restos y oportunidades

Suelos industriales abandonados en el área metropolitana de Lille

Suelos industriales abandonados en el área metropolitana de Lille

El área metropolitana de Lille concentra uno de los mayores conjuntos de suelos industriales abandonados de toda Francia. Esto supone tanto un problema urbano por la pérdida de empleo y de usos activos en un contexto que va ganando espacios de discontinuidad, como ambiental por la presencia de contaminantes en los suelos como resultado de años de procesos industriales.
En junio de 2010 la administración del Área Metropolitana (Lille Metropole) publicó un informe sobre estos suelos y sus situaciones de contaminación. Se analizan todos los aspectos del problema, de la distribución espacial de la problemática a las políticas nacionales o las experiencias de interés extranjeras (especialmente estadounidenses y flamencas), y se plantean propuestas para el tratamiento urbanístico del problema. Es una publicación interesante para un problema que afecta a más ciudades de lo que parece.

 

Tradiciones industriales (1) Una muestra

Las ciudades con un pasado industrial en los países que solemos llamar occidentales son en ocasiones un ejemplo de lo difícil que es mantener un empuje económico a lo largo del tiempo, pero también de que no siempre es imposible. Monterrey sigue siendo una referencia en el paisaje industrial mexicano, Chattanooga parece estar logrando evolucionar hacia un futuro económico viable, Lille trata de reinventarse como nodo de referencia en la red de alta velocidad europea y Bilbao ha logrado cambiar su imagen gracias a un museo que en realidad es sólo la punta de un iceberg.

Biblio (81) La autopista urbana de Siracusa

 

El artículo publicado por la revista Atlantic Cities (que he podido leer gracias a su publicación en salvolomas) muestra los intereses contrapuestos en cuanto al futuro de un viaducto urbano. El equilibrio entre impactos y beneficios de una actuación infraestructural, de nuevo como tema central en una cuestión de intervención sobre el espacio urbano.

 

Ciudades venidas a medias (1) Una muestra

Marsella (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

Marsella (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

Nueva Orleans (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

Nueva Orleans (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

La Habana (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

La Habana (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

Sevilla (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

Sevilla (imagen de http://landsatlook.usgs.gov/)

Una ciudad media puede serlo por haber crecido hasta alcanzar esa condición, o puede ser una ciudad que ha alcanzado esa condición en un camino de vuelta desde posiciones más altas. Sé que las afirmaciones de este conjunto de notas pueden no gustar, pero es una reflexión de muy largo plazo, y la historia se sigue construyendo cada día, por lo que nada es inevitable.

He elegido en este caso cuatro ciudades que, al igual que en el primer caso, son puertos de mar, pero con papeles muy diferentes a los del primer grupo. Son ciudades de referencia de la aventura colonial europea (visto desde otros lugares el nombre podría ser otro): Sevilla como puerto de referencia de los primeros tiempos del imperio español, Marsella como la puerta de Francia hacia sus imperios africano y asiático, Nueva Orleans como la puerta del Valle del Misisipi y La Habana como la capital de la última de las joyas del imperio español. No son ciudades pequeñas, y en sus respectivos estados son muy importantes, mucha gente consideraría que son demasiado grandes para ser ciudades medias; pero no son metrópolis que marcan el ritmo de sus continentes, como fueron en otros momentos. Han ganado población, pero han perdido rango en relación con otros tiempos.

Y siguen siendo lugares muy interesantes. ¿Cómo evoluciona una ciudad cuando ha pasado la ola tecnológica- económica- social (o cualquier otra razón) que la llevó a lo más alto? El apogeo de estas ciudades está motivado por su red de relaciones en un mundo colonial, y su evolución está ligada a la superación del modelo de ese mundo por otros de mayor éxito. En el fondo, hay algo de Detroit en todo esto…

Puertos lejanos (8) El puerto ha muerto, larga vida al puerto

puertos int-ext

Imagínese una costa recortada y batida por las tormentas, en la que los naufragios, incluso de grandes petroleros, pueden ser relativamente corrientes. Un día, hay un naufragio que, por diversas circunstancias (con diverso nivel de coherencia), mucha gente entiende que colma el vaso. Eso es lo que ocurrió en Galicia en 2002 con el naufragio del petrolero Prestige. Como resultado de la cuestión, el Gobierno de España (competente para la realización de grandes puertos) decide dotar a La Coruña (b en la imagen superior) y a Ferrol (d) de dos grandes puertos exteriores (a y c). Se busca así reforzar la seguridad al alejar el manejo de sustancias peligrosas de los núcleos urbanos. Ampliar las infraestructuras portuarias es algo común, pero en este caso lleva a reflexiones sobre qué hacer con los muelles más centrales. Bilbao llevó muy lejos una operación de este tipo hace unos 10 años con el museo Guggenheim.

Nuevo Plan General coruñés. Suelo urbanizable en rojo. El puerto nuevo está en otro municipio.

Nuevo Plan General coruñés. Suelo urbanizable en rojo. El puerto nuevo está en otro municipio.

El nuevo Plan General coruñes prevé la trasformación de una parte importante de los muelles históricos en zonas residenciales. El término municipal es pequeño y bastante urbanizado, con lo que esta es una opción de crecimiento. Esto hace que el aspecto de polígono industrial que puede tener cualquier zona portuaria vaya a desaparecer del centro urbano, pero también abre nuevas cuestiones sobre el carácter del centro urbano y la ciudad, y su relación con el mar. Y otra cuestión es cuánto durará esta transformación en un contexto de crisis

Au beau milieu de tout ça il y a des quais.

En medio de este caos hay unos muelles.

El proyecto de un puerto más urbano

El proyecto de un puerto más urbano

 

Puertos lejanos (6) Planificación supramunicipal- Brest

La importancia de los puertos está en su papel de punto de intercambio entre el exterior y las zonas de interior a las que sirven. ¿Cómo se organiza esto a nivel de planeamiento cuando hay que coordinar las relaciones con municipios limítrofes en materia de urbanismo?

Portada SCOT

Brest cuenta con un Esquema de Coherencia Territorial (SCOT) que cubre el extremo occidental de Bretaña, integrando 14 mancomunidades de municipios. El SCOT afecta especialmente a ciertas operaciones de suelo de más de 5 hectáreas y autorizaciones de usos comerciales. Su cartografía debe ser adaptada por la planificación local a una escala mayor. Jerarquiza el sistema de asentamientos en aglomeraciones urbanas (cabeceras municipales y grandes asentamientos, así como tres aglomeraciones secundarias y los asentamientos que además establezca la planificación local), pueblos (al menos 40 viviendas) y aldeas. Se establece una prioridad al crecimiento por densificación o en continuidad en todos los casos, y en las aldeas no se permite rebasar el límite urbano, para evitar la dispersión urbana.

El modelo territorial del SCOT de Brest: se da una especial importancia a la conservación de la franja costera y al mantenimiento de las zonas agrarias tradicionales. El crecimiento urbano debe seguir una serie de reglas, dirigiendose prioritariamente a la expansión lineal de la ciudad principal a lo largo de la orilla norte de la bahía.

El modelo territorial del SCOT de Brest: se da una especial importancia a la conservación de la franja costera y al mantenimiento de las zonas agrarias tradicionales. El crecimiento urbano debe seguir una serie de reglas, dirigiendose prioritariamente a la expansión lineal de la ciudad principal a lo largo de la orilla norte de la bahía.

 

El transporte es otra de las prioridades del SCOT de Brest

El transporte es otra de las prioridades del SCOT de Brest

Puertos lejanos (4) Historias. Torres, submarinos, castores, salmones

El puerto coruñés ya existía en tiempos romanos. La Torre de Hércules, faro romano presuntamente construido hacia finales del siglo I dC, muestra la importancia de la zona durante la época. El puerto importante bajo los romanos era el actual Betanzos (Brigantium), en una época en que su ría tenía menos sedimentos y los barcos eran de menor tamaño. En la edad media la ciudad fue ganando progresivamente importancia, y con la llegada del comercio con América tras el fin del monopolio de Sevilla y Cádiz el proceso se aceleró. Hasta mediados del siglo XX el puerto va ocupando la bahía al sur de la ciudad, al abrigo de la península. Por el pasa una gran parte de las migraciones de gallegos hacia América. En la década de 1960 se construye un gran dique de abrigo que amplía la superficie protegida, y la implantación de una refinería de petróleo hace de los gráneles líquidos la carga dominante. Este factor también lleva a sucesivos accidentes marítimos de grandes petroleros que resultan en contaminación marítima y atmosférica. Con la transición democrática tras el franquismo llega el régimen autonómico, y el traslado de la capitalidad a Santiago de Compostela, que supone una pérdida de empleos públicos. En la última década se plantea la construcción de un nuevo puerto exterior a la bahía histórica, al oeste del municipio, en parte tratando de evitar riesgos potenciales (en la actualidad los muelles petroleros están conectados a la refinería por un oleoducto muy cercano a viviendas), pero en una posición claramente integrada en el área metropolitana. La presencia en el área metropolitana de la sede central de Inditex, el grupo textil mundial del que forma parte Zara, aporta una cierta estabilidad en la actual crisis económica.

Brest

Las primeras referencias históricas a Brest corresponden a un campamento romano a finales del siglo III dC. El estuario del Penfeld constituye un buen puerto natural para las embarcaciones de la época. En 1593 Enrique IV otorga a Brest el título de ciudad, y en 1631 Richelieu establece un arsenal en las riberas del Penfeld. La ciudad juega un papel importante en la constitución de las grandes escuadras que apoyan a la independencia de los Estados Unidos. A principios del siglo XIX el bloqueo naval inglés afecta a la actividad en el puerto, que recobra actividad bajo el segundo imperio, con la llegada del ferrocarril y la construcción de puentes sobre el Penfeld; el crecimiento urbano salta las antiguas murallas. El crecimiento del tamaño de los barcos lleva a la expansión del puerto fuera del estuario, con nuevos diques. Durante la segunda guerra mundial el puerto se convierte en una base naval alemana y es bombardeado por los aliados, lo que lleva a la destrucción de gran parte de la ciudad, que es reconstruida posteriormente. Con la creación de la Fuerza Oceánica Estratégica en 1972 los submarinos nucleares se instalan al sur de la bahía, en Ile Longue. La reducción de los presupuestos militares afecta a la ciudad.

Duluth

Duluth recibe su nombre del primer explorador europeo de la zona, un soldado francés que en el siglo XVII es conocido como Sieur Du Luth. Los primeros habitantes conocidos fueron los indios Anishinaabe, que con la llegada de los franceses se convirtieron en intermediarios entre estos y otras tribus. El comercio de pieles de castor fue una parte importante de estos intercambios. A mediados del siglo XIX la minería de cobre, la construcción de esclusas que permitían la llegada de grandes barcos al lago Superior y los planes de construcción de ferrocarriles que permitirían conectar con el Pacífico (configurando un puerto de enlace interoceánico) ayudaron al crecimiento inicial de la ciudad. El puerto y la ciudad han crecido desde entonces por la exportación de la minería (hierro) y los cereales. La decadencia de las industrias pesadas tradicionales en la última parte del siglo XX trata de contrarrestarse mediante el turismo y los servicios al área metropolitana.

Puerto Montt en 1861

Puerto Montt contó con población antes de la conquista española (el sur de Chile no llegó a integrarse de forma efectiva en el Virreinato). En la segunda mitad del siglo XIX llegaron colonos alemanes, y en 1853 se funda la ciudad de Puerto Montt. En 1912 entra en servicio el ferrocarril Puerto Montt- Osorno. Durante la década de 1930 se construyen rellenos y ferrocarriles, se crea un malecón de atraque y se draga el canal de Tenglo. En 1974 la ciudad se convierte en capital de la Xª región (Los Lagos). A partir de 1985 la exportación de salmón pasa a ser una actividad económica importante (y también un factor de preocupación durante las epidemias de la especie), junto con actividades más tradicionales del sector primario como agricultura, ganadería, y silvicultura. El turismo es una actividad relevante en la economía local.

Puertos lejanos (3) Artefactos

Quienes no han vivido nunca en una ciudad portuaria suelen desconocer lo variable de su paisaje urbano. Un barco de cierto tamaño puede ser más largo y más alto que muchos edificios, y su perfil puede variar con la aparición de grandes masas de colores muy diferentes a los de la edificación. Pero no sólo los barcos son parte de este juego.

Los puertos suelen ser, como los cementerios, recintos cuya arquitectura funciona en otro universo. Si en aquellos se puede dar rienda suelta a estéticas que los gustos dominantes no permiten en la ciudad de los vivos, en los puertos la idea de lo utilitario se implanta de una manera muy directa y efectiva, tanto para los edificios como para el resto. Hay magníficos ejemplos de almacenes portuarios que son buena arquitectura, pero una gran mayoría son meras naves industriales de escaso interés, y con una sucesión de reformas y añadidos con mayor o menor fortuna. Cuando se pasa de los edificios a los artefactos móviles, especialmente en los puertos de carga, se entra en un mundo de vehículos, puentes y grúas que puede ser sorprendente.

La nueva grua (izquerda) y las previas, aún en funcionamiento)

La nueva grua (izquerda) y las previas, aún en funcionamiento)

Hace unos días, pasando junto al puerto de La Coruña, vi una de las nuevas grúas moviéndose. Hace pocas décadas las grúas con cabina de madera fueron sustituidas por nuevas grúas de acero de mayor tamaño, que al igual que las anteriores se desplazan por railes ferroviarios. Y hace algo más de una década han aparecido nuevas grúas, de un tamaño algo mayor, que se desplazan sobre neumáticos. El aspecto de estos artefactos desplazándose (a muy baja velocidad) recuerda un poco, para quien haya visto la película “Gru, Mi villano favorito”, al coche de Gru: alto, con un permanente aspecto de inestabilidad, y de juguete, en el fondo… pese a su enorme peso.

La cúpula protege algunos graneles del viento

La cúpula protege algunos graneles del viento

Por otra parte, las instalaciones de carga de gráneles sólidos, cuya dispersión atmosférica puede provocar brotes alérgicos, tienen una presencia urbana clara.

El Aerial Lift Bridge de Duluth

El Aerial Lift Bridge de Duluth

Cuando los puertos han tenido la idea de colocarse en zonas transitadas suele aparecer la necesidad de puentes que, en ocasiones, deben asegurar difíciles compromisos. En Duluth existe un puente levadizo, conocido localmente como el Aerial Lift Bridge, que es una de las imágenes características de la ciudad. Creado para mantener el acceso a la península de Minnesota Point tras la apertura de un canal de navegación. Después de una etapa inicial como puente transbordador (como el de Portugalete en la ría de Bilbao) fue transformado a su actual disposición como puente de tráfico rodado con un tablero que se desplaza verticalmente. Por otra parte, como muchos de los puertos de esta zona de los grandes lagos, en los que el mineral de hierro es una de las cargas más frecuentes, los artefactos para el trasbordo del mismo desde los trenes hasta los barcos son impresionantes (basta ver el siguiente video de un puerto en Michigan http://www.youtube.com/watch?v=rzWwTOt39Es&list=PL7eOOJxsVrlgY0de0Osk7DTF8l2r9ksOb&feature=share&index=3); hay ejemplos similares (generalmente ya no en funcionamiento) en zonas españolas como Almería o Huelva.

En Brest existe igualmente un puente levadizo, el de Recouvrance, con una estructura más contemporánea. Es el primer centro francés de reparación naval, por lo que no es infrecuente ver una importante actividad con grandes barcos; siendo un puerto con una importante función militar, hay otros “juguetes”, pero no siempre pueden verse.

Vista de Puerto Montt, tomada de la página web de su puerto (empormontt.cl)

En Puerto Montt el puerto tiene un menor protagonismo de ese tipo de aparatos; hay que contentarse con ver al fondo los volcanes andinos (cosas así no se ven en los otros tres puertos…)

Puertos lejanos (2) Paisaje y clima

El carácter paisajístico de estas cuatro ciudades está marcado por su costa recortada, el relieve, la geología y la vegetación.

Brest se asienta sobre una cornisa de unos 40 metros de altura que domina la rada homónima, contando como límite de su zona central con el estuario del Penfeld, germen del puerto. En pocas zonas del entorno se superan los 60 metros de altura; la costa se ve marcada por acantilados, pero no por grandes hitos montañosos, aunque si hay cursos fluviales que marcan el territorio.

Duluth está en el punto de contacto de las colinas de la orilla norte del Lago Superior y las llanuras que se extienden al sur y a lo largo del estuario del rio San Luis. La ciudad se asienta sobre un terreno complicado, escarpado y de génesis volcánica, difícil de excavar, lo que ha dificultado la construcción de vías y edificios. El relieve (unos 200 metros de desnivel entre la ribera del lago y los puntos más altos a apenas 2 km hacia el interior) ha contribuido a una escena visual interesante, que ya atraía turistas hacia la década de 1880. Los lechos de los arroyos que fluyen hacia el lago han conformado límites naturales entre las diferentes partes de la ciudad. El puerto se ha situado tras la barra del estuario del río San Luis, y la ciudad ha ido colonizando la ribera del lago y el estuario, así como zonas del interior.

La Coruña está en el extremo occidental del Golfo Artabro, el conjunto de rías que por el Norte alcanza hasta Ferrol; un relieve de suaves colinas y acantilados de granito, que en algunas zonas se vuelve más escarpado, y especialmente en las zonas de transición hacia mar abierto como el Monte de San Pedro. La ciudad se asentó en los primeros tiempos en el extremo oriental de una península unida a tierra por un estrecho tómbolo, y durante el siglo XX ha desbordado las zonas relativamente llanas prolongándose tanto hacia el norte de la península original como hacia el sur, sobre terrenos más escarpados. Aparecen dos ensenadas a ambos lados de la península, estando ocupada la oriental por el puerto.

En Puerto Montt, aunque en las zonas orientales de la comuna se superan los 1.000 m de altura, la ciudad se ubica en costas más bajas: el puerto está en una suave rampa hacia la costa que en su zona central se ve separada de los barrios del norte por un importante talud hasta alanzar la cota de los 100 metros. Esto permite buenas vistas sobre el seno de Roncagua, la gran bahía que prolonga hacia el sur el valle central de Chile y separa la base de la cordillera de la isla de Chiloé. El puerto ocupa el canal entre el continente y la isla Tenglo.

El clima de estas cuatro ciudades es, en sus veranos respectivos (Puerto Montt está en el hemisferio sur), relativamente similar; no se superan fácilmente los 25 grados centígrados, y hay una pluviosidad relativamente alta. Sólo en Duluth es corriente ver nieve y temperaturas bajo cero durante semanas, por lo que se ha dotado de un conjunto de pasarelas acondicionadas.