Barcelona (3)

Antoni Gaudí (1852-1926) es conocido generalmente por lo que se interpretan como formas caprichosas en la arquitectura. Si bien es cierto que desarrolla un lenguaje muy personal que va mucho más allá de la mera provisión de espacios habitables, hay una racionalidad importante en la mayoría de sus obras. Gaudí define formas para clientes que quieren algo excepcional, pero esas formas están sujetas a las reglas de la construcción; aunque todos los arquitectos nos vemos sometidos a ellas, el aplica la tecnología de su época desde un conocimiento profundo que le da una gran libertad.

Gaudí empezó su carrera calculando estructuras, y ese conocimiento está detrás de la mayoría de las formas que luego desarrolla. Por su complejidad Gaudí es objeto de libros enteros, pero cabe resaltar el interés de la figura de su discípulo Josep María Jujol en la formación del Gaudí más conocido.

La obra más conocida de Gaudí, la Sagrada Familia, es hoy en día una obra colectiva en la que siguen interviniendo varios artistas y arquitectos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s